Quiosco

La influyente Rihanna

Innovadora, ambiciosa, soñadora, apasionada, hedonista, aventurada y desenfadada. Uff, sí, también inspiradora... Es Rihanna

Tras una sesión de depilación, masaje facial y spa con agua mineralizada y lodo con carbón, Robin Rihanna Fent inicia su jornada: ensayos, reuniones, citas en el WhatsApp (cierra incluso contratos por este medio), firmas de contratos de promoción, charlas con alguno de sus familiares. Su día a día es una vorágine. Si no tiene show o compromisos radiales o televisivos, le encanta salir a pasear por las calles de Nueva York o ir de fiesta a algún club de Londres.

Apenas cumplió 30 años de edad, pero su nombre ya equivale a una fortuna de casi 200 millones de dólares. Con sus bemoles, sus controversias, en todas sus acepciones, la hoy súper estrella está en una posición privilegiada. Interbrand, empresa de consultoría que mide la influencia e impacto de nombres, firmas y marcas, la ha señalado como sinónimo de éxito rotundo. 

“Soy hedonista, amante del placer, de la vida, de las pasiones, de las emociones”, dice quien ha sido ha sido nombrada como una de las 100 personas más influyentes del mundo. “No me gusta quedarme con nada, suelo sacarlo todo, y mi mejor terapia son la oración y el ejercicio de introspección, la meditación”.

No quiere, bajo ninguna circunstancia, que su oficio y su vida, tal como la relatan los medios de comunicación, la definan. Reitera estar alejada de los convencionalismos. Recuerda que la primera gran súper estrella que recomendó su música fue Ricky Martin, después de escuchar su álbum debut, Music of the Sun. Ocurrió en un programa de MTV en el cual el boricua la mencionó como una gran revelación.

 

Rihanna y Chopard, la emblemática casa suiza creadora de joyas y relojes, crearon una colección de la mano de la artista. 

 

Rihanna con Chopard 

Las colaboraciones la cantante no se limitan al terreno de lo musical. Recientemente, Chopard, la emblemática casa suiza creadora de joyas y relojes dio a conocer una colección creada de la mano de la artista.

“Para mí fue muy importante aprender sobre el proceso de crear joyería de alto nivel, así que lo primero que hice fue viajar a la sede de Chopard en Ginebra, donde Caroline Scheufele (directora artística de la marca) me dio un tour y me explicó las diferentes etapas del proceso. Después de eso, tuvimos un ir y venir de esbozos y constantes ediciones, reuniéndonos en todo el mundo".

Por su parte, Caroline Scheufele ha dicho que para la primera reunión creativa le pidió a la estrella que llevara consigo objetos que la inspiraran. Rihanna llevó un zapato con elementos de carnaval. Ahí estaba expresada la conexión emocional con Barbados. Siguió una serie de reuniones creativas cercanas y periódicas, para plasmar sobre papel todas las ideas creativas de Rihanna e intercambiaron ideas por teléfono, WhatsApp y correo electrónico.

 Respecto a las fuentes de inspiración para las colecciones Rihanna ama a Chopard, la cantante dice que buscó expresar en todas las piezas, precisamente, los colores, la energía y “los pequeños toques exóticos”. 

Para concluir, Rihanna destaca el mayor aprendizaje que le ha dejado el rodearse de personas que la impulsan a crecer.

“Aprendí a no engancharme a las especulaciones y las opiniones. Todo el mundo tiene ideas sobre todos los temas; todo el mundo resulta ser experto en algo… pero yo prefiero depurar. Si quiero saber algo, le pregunto a la gente que sabe. Si quiero aprender algo, me gusta dirigirme a la gente que me puede enseñar, pero de ninguna manera me veo caminando a ciegas junto a alguien que no sabe nada o vive de especulaciones. Siempre habrá opiniones, sin embargo, ¿me sirven?, ¿me funcionan?, ¿me ayudan a crecer?”, finaliza.

Por Max Emilio Bassarelli

 


Publicación más antigua Publicación más reciente





#KeepGlowingOn

¡Síguenos en Instagram!


GLOW! TV

¡Está de regreso!
Déjanos inspirarte desde la mirada hasta el alma...
Conduce: Lina Holtzman Warszawsky

Síguenos en YouTube